¿Cómo ubicar el salto errático del dispositivo diferencial?

El salto del dispositivo diferencial suele ser un problema muy fastidioso para las personas, especialmente cuando tiene lugar sin previo aviso, o aun peor, de forma aleatoria. En este artículo presentaremos métodos que sin duda alguna pueden quitarles un dolor de cabeza a aquellas personas que estén experimentando este problema.

El paso más elemental en este proceso es desactivar todos los interruptores automáticos de nuestra red eléctrica, con la excepción del interruptor principal. De esta forma nuestro interruptor diferencial debería rearmarse.

En este momento, debemos poco a poco reactivar los interruptores automáticos de forma individual, dejando que cada interruptor interactúe por unos minutos. En esos minutos de interacción, si el interruptor diferencial no salta es porque los interruptores que hemos activado no presentan fallas. Debemos realizar este proceso hasta que en efecto, uno de los interruptores magneto-térmicos provoque el salto del interruptor diferencial.

Cuando hayamos localizado el interruptor automático que provoque la falla del diferencial, debemos a su vez identificar a que parte del sistema eléctrico alimenta (si es fuerza, alumbrado, entre otros), y posteriormente desenchufar todos los conectores alimentándose de él. Como en el paso anterior, iremos conectando uno a uno cada dispositivo por algunos minutos, hasta que alguno de ellos produzca un salto del diferencial a los pocos minutos o incluso segundos de ser enchufado nuevamente.

En muchas ocasiones los dispositivos no ocasionan el salto del diferencial, por lo cual desenchufar los conectores de ese interruptor magneto-térmico no nos ayudara de mucho. En este momento debemos identificar todos los enchufes y conectores que salgan del interruptor que ocasiona el salto, ya que muy posiblemente alguno de ellos este haciendo un mal contacto con superficies de metal.

Si estas revisiones no dan resultado, entonces hay que dar por sentado que el salto del diferencial no tiene nada que ver con los dispositivos o conectores internos de la vivienda o local, sino que provienen del exterior. Ante esta limitante nuestra única opción (o al menos la mas cómoda) es adquirir un diferencial nuevo.

Entre los diferenciales más útiles para estas situaciones, tenemos el diferencial rearmable que, sin importar que tantas veces se dispare erróneamente, se podrá rearmar por sí mismo todas las veces que lo programemos para hacerlo. La otra alternativa consiste en un diferencial de carácter supe inmune, es decir, que sea capaz de filtrar cualquier corriente ajena que pretenda alterar el voltaje del dispositivo.